¿Qué son los productos o servicios complementarios y competitivos?







Los productos o servicios complementarios son aquellos que se ofrecen junto con otro producto o servicio. Normalmente, los productos o servicios complementarios no tienen un valor por sí mismos si no se tiene otro producto o servicio. Por lo tanto, cuando el precio de un bien o servicio complementario aumenta, además de que se reduzca su demanda, también se reduce la del bien complementario.

Un ejemplo de dos bienes complementarios son los DVD y los lectores de DVD. Si no se tiene un DVD, no tiene sentido comprar un lector, y viceversa, si se tiene un lector pero no se tienen DVDs, tampoco tiene sentido. Suponiendo que el precio de los lectores aumenta, es de esperarse que se reduzca su demanda, pero también la demanda de DVDs.

Por el contrario, los bienes o servicios competitivos son aquellos que son similares y que por lo tanto se tiene que hacer una elección entre los dos. Escoger un producto o servicio implica rechazar el otro. Por lo tanto, al aumentar el precio de uno de los dos bienes o servicios competitivos, es de esperar que aumente la demanda del otro.

Un ejemplo de bienes competitivos son los refrescos. Al escoger determinada marca de refresco inmediatamente se rechaza a la otra marca. Si una marca de refresco aumenta su precio de venta, el mercado optará por comprar más de otra marca.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

gracias por la informacion, muy valiosa se te agradece mucho....

Anónimo dijo...

Muy buena información. Muchas gracias! (:

Publicar un comentario en la entrada