España continúa con desequilibrios macroeconómicos





Pese a la austeridad y a las medidas restrictivas al extremo España continúa con desequilibrios macroeconómicos, según lo ha estimado Bruselas en un informe donde habla de “graves” problemas con la deuda pública y el desempleo. 

El caso es que no solo España está siendo investigadas por Bruselas dado que se ha detectado desequilibrios en otros Estados miembros de la Unión Europea tales como Bélgica, Bulgaria, Finlandia, Francia, Dinamarca, Chipre, Hungría, Italia, Eslovenia, Suecia y Reino Unido, algo que no ocurre actualmente con aquellos países como Grecia o Portugal que se encuentran bajo un programa de asistencia propio. 

Sin embargo, España es uno de los países que más a acaparado la atención de la Comisión Europea que además reconoce, en un informe recientemente publicado, el hecho que “existen graves desequilibrios” basándose en varios indicadores. 

A pesar de haber existido hasta hoy una implantación progresiva y sistemática de las políticas de austeridad España no logra reponerse y sobrellevar la crisis y teniendo en cuenta que el Gobierno español solo a logrado mitigar dos de los desequilibrios macroeconómicos detectados en tanto que los otros cuatro han empeorado respecto a los últimos datos que maneja la Comisión. 


Así por ejemplo, el desempleo aumenta y ya se acerca al 26%, en tanto que la deuda pública llega a elevados intereses que debe pagar España para así poder financiarse, sumándose la reducción de la cuota de mercado internacional de exportaciones y una muy limitada capacidad de producir ingresos en el exterior para hacer frente a las deudas contraídas. 

Con este panorama la Comisión Europea muestra su preocupación por la degradación de los sistemas de protección social en algunos países de la UE, sumándose a toda esta gama de problemas los riesgos de liquidez que seguramente dificultarán aún más el acceso al crédito. 

Con una España totalmente paralizada solo es posible ver una pequeña mejora en la disminución de la deuda privada que ha disminuido de un -65% al -43% sumado el déficit por cuenta corriente. 

László Andor comisario europeo de Empleo ha manifestado también su preocupación por la importante degradación de los sistemas de protección social en algunos de los países de la UE, instando a los gobiernos a realizar esfuerzos para mejorar la protección social recomendando como receta el mantener la inversión social realizando algunas reformas laborales con vistas a una mayor flexibilidad pero sin dejar de lado el diálogo social.

0 comentarios:

Publicar un comentario