Alerta roja en el motor europeo





El mundo ha sufrido a través de su historia diversas crisis económicas y todas ellas han sido similares ya que comenzaron en uno o dos países y fueron generando efectos negativos en otros, generalmente cercanos geográficamente. Eso no ha cambiado en la actualidad y según los dichos del presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, la crisis y el endeudamiento sufrido por la zona del euro ha llegado también a afectar a la economía alemana. 

Alemania se mantenía hasta ahora a salvo de los efectos devastadores de la crisis que ha afectado a varios países europeos y ha podido eludir varias de las dificultades que afectaron a otras regiones de la zona del euro pero los últimos datos económicos señalan que los acontecimientos de la crisis afectan hoy también a la economía alemana y sus efectos no son más que el espejo de lo causado al resto de los países de la zona del euro. Mallorca o los excelentes hoteles de Tenerife que estos años de crisis han basado su supervivencia en el turismo europeo pueden pasarlo mal por culpa de esta crisis que en lugar de ir disipándose parece que se enquista como si de una herida mal curada se tratase.

Por otra parte señaló que no debe sorprender este panorama teniendo en cuenta que Alemania es una economía abierta e integrada y por ello no puede hoy asombrar que el país germano sufra un impacto tras una ralentización en el resto de la zona del euro.

Tomando en cuenta datos concretos es necesario considerar que el comercio dentro de la zona del euro representa el 40% del PIB (producto interior bruto) en tanto que el 65% de la inversión directa extranjera en Alemania proviene de otros países de la zona del euro, de allí los efectos que traen problemas al conjunto de esta zona. 

Según Mario Draghi "La debilidad de la economía de la zona del euro hace que los tipos de interés se sitúen en niveles muy bajos. 

Y la crisis de confianza en algunos de los países de la zona del euro genera flujos de dinero a puertos seguros en Alemania lastrando los tipos de interés aún más". 

Sin embargo, Draghi ha defendido las medidas no convencionales que ha aplicado la entidad monetaria a la que representa con el objetivo de afrontar la crisis y que han sido duramente criticadas tanto por el Bundesbank y medios conservadores alemanes. 

Asimismo, la Comisión Europea (CE) estima que la economía española se contraerá el 1,4 % tanto este año y este panorama se repetirá en el próximo 2013, pronosticando que el crecimiento regresará recién en 2014.

0 comentarios:

Publicar un comentario